14 abril 2016

Bao bun


"Bao bun", "gua bao", "mollete al vapor", que si de China, que si de Taiwán... Un sin fin de versiones posibles para este bollito de masa de pan al vapor. Pero nosotros nos quedamos con los "Bao bun" de Taiwán, que parece la opción más próxima a la verdad. 

Desde hace más de un año no pueden estar más de moda. La primera vez que los probé fue en Bilbao, con anguila ahumada, en el Gure Toki del Casco Viejo, un sitio muy recomendable. Tienen unos pinchos muy diferentes y muy ricos. El precio es aceptable para ser Bilbao. No dejéis de pasaros por allí si tenéis ocasión.

Pero todo hay que decirlo, los clásicos son de carne de cerdo con cilantro, polvo de cacahuete y brotes de mostaza. Y los mejores, con premio al mejor pincho de España en Madrid Fusión, están en Gijón, en El Quinto, un pequeño restaurante lleno de comida de fusión, donde sus "Gwao bao" de carrilleras de cerdo asturcelta con su toque oriental están para chuparse los dedos. Además, cada temporada podéis disfrutar de Jornadas Gastronómicas de diferentes países. Una parada obligatoria para todos a los que os guste disfrutar de una comida diferentes y riquísima

Así que os dejo la receta para los bollitos que a mi más me ha gustado. Han quedado muy buenos, blanditos, esponjosos, con ese color paliducho tan típico. Los he rellenado con las Carrilleras de cerdo al vino tinto, pero las opciones son muchas y variadas, ¡a vuestro gusto!

Espero que os guste la receta y paséis buen fin de semana entre fogones :) 


Vamos a por la receta ...


Ingredientes (10 unidades): receta adaptada de ChefSteps
  • 360 gr harina
  • 165 gr leche
  • 45 gr mantequilla
  • 35 gr azúcar
  • 7 gr levadura seca (en polvo) de panadería
  • 2 gr levadura en polvo tipo "Royal"
  • 2 gr bicarbonato
  • 5 gr sal

Preparación:
  • Derretimos la mantequilla (que no este a más de 40ºC) y le añadimos la levadura seca de panadería (queda con un aspecto raro al diluirla, ¡no os asustéis!). Removemos hasta que se disuelva y añadimos la leche a temperatura ambiente.
  • Ponemos en un procesador de alimentos la mezcla anterior y añadimos todos los ingredientes secos restantes. Amasamos durante 10 minutos, mínimo. Veréis que la masa adquiere una consistencia homogénea y compacta, nada pegajosa
  • Hacemos una bola con la masa y la dejamos reposar a temperatura ambiente hasta que doble su volumen. Si queréis acelerar el proceso, poner la masa cerca de una fuente de calor.
  • Cuando la masa doble el volumen la disponemos sobre una superficie y amasamos, con ayuda de un rodillo, hasta obtener una lamina de masa de unos 6 mm de grosor.
  • Con un cortador redondo de unos 10 cm de diámetro, cortáis la masa en círculos.
  • Cada circulo de masa lo doblamos a la mitad, poniendo un trozo de papel de horneado en medio. Dejamos reposar durante 30 minutos en una superficie aceitada para que no se pegue. (Si queréis unos bollitos más gruesos solo tenéis que dejarlos reposar durante más tiempo, depende del gusto de cada uno).
  • Finalmente, colocáis los "bao bun" en una vaporera de bambú, ponéis la tapa y los dejáis cocinar durante 10 minutos al vapor. ¡Listos! Salen super esponjosos y ricos :)

Podéis rellenarlos de lo que más os guste, carne, pescados ahumados, verduras, chocolate... ¡Un sin fin de posibilidades! Y gustan mucho, hasta a los más reacios, os lo aseguro :). 

Yo los rellené con las carrilleras de cerdo al vino tinto que os propuse la semana pasada, con un poco de lechuga en juliana para acompañar, que le da un toque fresco muy interesante. Este fin de semana seguiré investigando con nuevas ideas que me rondan por la cabeza... os mantengo informados :).

Si se os quedan fríos antes de rellenarlos, podéis darles un golpe de calor en el horno o en una sartén.



Notas:
  • La levadura seca de panadería la podéis comprar en cualquier supermercado, tanto de marca Royal, como de Maizena o la del Lidl (la que he utilizado). Personalmente, nunca suelo utilizarla en masas (prefiero la fresca), pero he de decir que con esta receta no he tenido ningún problema y la masa ha levado perfectamente.
  • Para medir las cantidades más pequeñas utilizo una cuchara-peso.
  • La vaporera de bambú la podéis encontrar en las grandes superficies, suelen ser económicas, no es necesario una gran inversión y duran muchísimo (la mía esta empezando a romperse después de muchos años :(, y no es de muy buena calidad).




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Google+ Followers